Las Runas pueden ser consultadas para tratar de hallar una respuesta a las inquietudes que tenemos en nuestro camino y de encontrar una salida específica a nuestros problemas. El sistema de respuesta radica en el significado de los símbolos, así como de la intuición de la persona que ha tirado las runas, para tratar de descubrir su mensaje secreto.

Al igual que otros artes de adivinación el tarot visa también marca la diferencia con respecto a lo simple, este arte de consulta llegó para quedarse y ayudar a muchas personas.

¿Para qué sirven las Runas y el tarot?

El oráculo hace las veces de llave maestra que es capaz de abrir las puestas de nuestro destino, de todas aquellas situaciones que se encuentran bloqueadas y que no nos permiten avanzar hacia nuestro futuro.

Uno de los fundamentos de la filosofía rúnica, es que nada es casual, todo es causal, y todo es efímero, para la consulta de las runas, siempre debe haber un objetivo, nunca debe realizarse como un juego, la persona debe despojarse de fanatismo y dejarse llevar de la intuición.

Las Runas actúan como mapas o brújulas que nos indican el norte de nuestra vida, nos indican la información astral que afecta nuestro camino, nos revela los secretos  que definen nuestro futuro, sin embargo su respuesta es sólo una orientación, nunca es definitiva y te permite tomar tus propias decisiones.

Origen de las Runas.

Esta es una práctica de las menos conocidas, casi todo el conocimiento de esta ha quedado en el olvido. Las runas son signos, símbolos y alfabetos, son también formas de magia, posturas de meditación e incluso simbologías de rituales. Sus orígenes se remontan a la Era de Bronce o tal vez un poco más allá.

En sus principios las Runas eran pequeñas piezas de piedra, de arcilla y en este momento podemos contemplar juegos de cartas con creativos diseños. Las runas son nativas de los pueblos nórdicos, los celtas, los sajones y los escandinavos, su práctica era reservada para los magos, druidas o chamanes.

Función de las runas

Las runas son elementos mágicos generadores de poder y reveladores de secretos, sus símbolos son potenciales energéticos que armonizan nuestros sentidos y nuestras emociones y potencian nuestra conexión con el mundo astral, hacen parte de rituales mágicos eficaces y actúan como verdaderos oráculos para quienes saben emplearlos.

Las runas tienen significados y usos diferentes dependiendo de la naturaleza de la conciencia del practicante, nos indica nuestro sendero desde lo espiritual, desde lo psíquico nos indican las capacidades ocultas que debemos desarrollar y finalmente nuestro destino desde lo material, es decir, lo que está por venir.

Cuando se consulta las runas, como cualquier tipo de oráculo, debemos estar muy enfocados en todo nuestro tema de inquietud, existen 22 runas madre que componen este método y todas tienen diferentes interpretaciones así como también se diferencian si la carta está al derecho o al revés, nos muestra el tipo de energía que rige la situación o el motivo de la consulta, las actitudes con las que debemos proceder e incluso pueden hacernos revelaciones sobre el futuro, mostrarnos el presagio de un suceso por venir.

Las runas pueden ser lanzadas con diferentes objetivos, el amor, el dinero, la salud, la suerte y como un ritual mágico de manera general.